Fiestas de Teruel, visita obligada al torico

fiestas teruel

Del 4 al 14 de julio pasados se celebraron las Fiestas de Teruel. Como cada año, miles de personas venidas de todas las partes de España, y del extranjero, se dieron cita en la pequeña y preciosa ciudad aragonesa. El pañuelo volvió a rodear el cuello del torico y, durante unos días, Teruel fue una fiesta continua.

Las del Ángel son las fiestas de Teruel por antonomasia. Se celebran cada año durante el segundo fin de semana después de San Pedro (29 de junio) y suponen los días grandes para los turolenses. Al igual que los pamplonicas con San Fermín o los valencianos con las Fallas, los nacidos en Teruel esperan con ansia la llegada de estos festejos. Son días de alegría, de diversión, y, por qué no decirlo, también de hacer algunos excesos

Momentos principales de las Fiestas de Teruel

El pañuelo

Aunque oficialmente comience antes, el sábado pasadas las 16:30 horas, cuando se le pone el pañuelo rojo al torico, es, sin duda, el momento oficioso de inicio de los festejos. Cada año este honor corresponde a una peña. Es una tradición que lleva haciéndose desde 1982 y se ha convertido en un ritual inexcusable. Si no hubiera pañuelo en el torico, no habría fiestas de Teruel. La persona designada por su peña para subir al torico es vitoreada por toda la plaza. Para un turolense, ser el encargado de poner el pañuelo es un auténtico honor.

fiestas teruel

El toro ensogado

El lunes a partir de las 18:00 horas se celebra uno de los eventos taurinos más importantes, el toro ensogado. Lo toros, tirados por dos cuerdas, son llevados desde el matadero hasta la plaza del Torico para disfrute de miles de corredores.

El final de la fiesta

El lunes por la noche las peñas recorren con sus charanagas las calles del pueblo despidiendo una fiestas y dando ya la bienvenida a las siguientes.

He repasado tres momentos principales de las Fiestas de Teruel. Sin embargo, como el gran festejo que son, la máxima diversión está en las calles, en los bares, en las plazas. Miles de personas con una perpetua sonrisa en la boca. Gente venida de todas las partes del mundo con el único objetivo de disfrutar y pasárselo bien.

Las Fiestas del Ángel bien se pueden comparar con los sanfermines navarricos. Las estrechas vías de la capital turolense son un hervidero continuo de personas. Los bares no cierran. Los jóvenes no llegan a casa. La ciudad no duerme. Si nunca has estado en las fiestas de Teruel, ¿a qué estás esperando? Ya descansarás otro día.

Si te ha resultado interesante... ¿nos compartes? :) 0
Óscar
Escrito por
Óscar
Más artículos de Óscar

Jamón de Teruel, DOP Calidad

Os he hablado ya de los melocotones de Calanda, de las cerezas...
Leer más

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *